¿Cómo y dónde almacenar correctamente las ostras?

Contenido

¿Cómo y dónde almacenar correctamente las ostras?

Si las ostras se compraron vivas y algunas de ellas murieron durante el almacenamiento, deben desecharse. Bajo ninguna circunstancia debes comer mariscos muertos. Tal producto es peligroso para la salud. El proceso de almacenamiento de ostras implica una serie de reglas y matices. En condiciones inadecuadas, los mariscos se deteriorarán rápidamente.

Los matices de almacenar ostras en casa.:

  • las ostras solo deben almacenarse en el refrigerador (si los moluscos están vivos, deben examinarse regularmente y eliminarse los muertos);
  • puede preservar la jugosidad de las ostras con la ayuda de hielo (debe rociar los moluscos con cubitos de hielo, debe cambiar el hielo a medida que se derrita);
  • si las ostras se almacenan con hielo, deben colocarse en un colador para que el líquido fluya a otro recipiente y no se acumule;
  • el hielo ayuda a conservar las características de sabor de las ostras, pero no prolonga su vida útil;
  • si las ostras se almacenan en conchas, deben colocarse de tal manera que los moluscos “miren hacia arriba” (de lo contrario, la jugosidad de las ostras disminuirá significativamente);
  • al almacenar las ostras en el refrigerador, se recomienda usar una toalla húmeda (cubra las ostras con un paño empapado en agua, es importante que la toalla esté húmeda, pero no mojada);
  • en el refrigerador, las ostras deben colocarse lo más cerca posible del congelador (en el estante superior);
  • las ostras se pueden congelar (se recomienda primero quitar las almejas de las conchas);
  • descongelar las ostras no a temperatura ambiente, sino en el refrigerador (no debe usar agua, la descongelación debe realizarse de forma natural);
  • antes de congelar, la ostra debe verterse con una pequeña cantidad de agua (se recomienda congelar los mariscos no en bolsas o film transparente, sino en recipientes que se pueden cerrar con una tapa);
  • las ostras pasteurizadas o enlatadas se almacenan durante el período indicado en contenedores o bolsas (es importante continuar con el método de almacenamiento, los mariscos congelados deben colocarse en el congelador después de la compra, enlatados, en el refrigerador, etc.);
  • la vida útil indicada en los paquetes de ostras se conserva solo si se conserva la integridad del paquete o recipiente (después de abrir el paquete, la vida útil se reduce);
  • no puede almacenar ostras vivas en recipientes de plástico o cerrados (por falta de oxígeno, los mariscos se asfixiarán y morirán);
  • para las ostras vivas, las heladas y el calor son mortales (mueren en el congelador ya temperatura ambiente muy rápidamente);
  • las ostras cocidas permanecen frescas durante un máximo de 3 días (después de este período, la carne del marisco se vuelve dura y se asemeja al caucho).

Si las ostras se compraron vivas, pero murieron durante el almacenamiento, entonces no deben comerse. Puede enterarse del deterioro de los moluscos por las puertas abiertas y la presencia de un olor desagradable.

Cuánto y a que temperatura almacenar las ostras.

Las ostras vivas, espolvoreadas con hielo, se pueden almacenar en el refrigerador por un promedio de 7 días. Es importante utilizar productos adicionales como toallas húmedas o hielo. De lo contrario, las ostras permanecerán frescas, pero se alterará la jugosidad de la carne. La vida útil de las ostras con conchas y sin ellas no difiere. En promedio, es de 5 a 7 días, siempre que los mariscos se coloquen en el estante superior del refrigerador. La temperatura óptima de almacenamiento para las ostras es de +1 a +4 grados.

La vida útil de las ostras congeladas es de 3 a 4 meses. No se permite la congelación repetida. Las ostras descongeladas deben comerse. Si se vuelven a congelar, la consistencia de su carne cambiará, el sabor se verá afectado y su uso en alimentos puede resultar peligroso para la salud.

Las ostras en frascos o contenedores abiertos se pueden almacenar durante un promedio de 2 días. Si el paquete no se abre, la frescura de los mariscos se mantendrá hasta la fecha indicada por el fabricante. Si las ostras se compraron congeladas, luego de comprarlas, los moluscos deben colocarse en el congelador para su posterior almacenamiento o descongelarse y consumirse.

Deje un comentario